lunes, 14 de junio de 2010

Todo cambia

Contigo muchas cosas son más fáciles de lo que esperaba. Contigo, el concepto de querer no resulta tan arcaico, tan desconocido. El hecho de sonreír es algo humano y natural, como siempre debería haber sido. Reconstruirse es algo que se va haciendo día a día, que no cuesta trabajo, que no supone ningún tipo de frustración. Olvidar es sencillo también, aunque sea de una manera lenta, pero no es doloroso. Mirarte a los ojos significa ver mucho más de lo que no muchas personas podrán ver en la vida, creer en cosas que jamás darán tiempo en esta vida que tengo que vivir. Escucharte hablar significa hacer latir mi corazón con fuerza, cortarme la respiración. Tú eres algo sencillo y al mismo tiempo complicado. Me he dado cuenta de que para ser feliz no hace falta tanto como yo pensaba, que para olvidar no hace falta arrancarte esa parte de tí que tan bien guardaste en el pasado y que tanto daño te está haciendo en el presente. Desde una prudente distancia, me he dado cuenta de muchas cosas, me he podido quitar el velo de los ojos, he podido ver las maravillas que hay a mi alrededor, he aprendido a apreciarlas poco a poco. Me sorprende cómo entraste en mi vida, la manera en como lo hiciste. Ni muy lento, ni demasiado rápido. Fuiste algo normal, natural. Tengo miedo a que todo esto se vuelva dolor, de que sustituya unos buenos sentimientos por miles de esquirlas de amor envenenado. Porque no quiero pasar otra vez por el mismo océano de aguas túrbias y heladas, fue demasiado horrible para alguien como yo. No quiero volver a ser quién era. Quiero sentir como esas miradas me llegan, como esa sonrisa me altera y como esa voz me activa por completo. Quiero volver a saber que es querer y aprender a hacer las cosas bien, por una vez en mi vida. Has sustituído el hielo por el calor, el dolor por sueños. Hasta la soledad parece bonita a tu lado. Solo Dios sabe lo que daría por conocer de verdad que hay tras esa personalidad arrolladora, conocerte de verdad, saber quién eres en realidad. Deseo que el destino nos una de alguna manera. Deseo que el tiempo cumpla mis deseos.

3 comentarios:

  1. *O*
    JODER, me encanta, me gusta muchisimo como escribes :)

    ResponderEliminar
  2. Me encanta, es como si estuvieses leyéndome. Precioso

    ResponderEliminar